Cierra con broche de oro el Festival Internacional del Bolero

Yader Prado Reyes
Por: Yader Prado Reyes
Tuesday 14 de February 2017
Cierra con broche de oro el Festival Internacional del Bolero

Con una velaba inolvidable en la plaza de Galerías Santo Domingo finalizó este 14 de febrero la quinta edición del Festival Internacional del Bolero que se realizó en Nicaragua con empresas apoyo del Teatro Nacional Rubén Darío.

En el mismo participaron la Camerata Bach y cantautores  de Venezuela, Cuba, Panamá, Costa Rica, Honduras, Guatemala y Perú  quienes además de compartir su arte conocieron la cultura y tradiciones del pueblo nicaragüense.

El maestro Ramón Rodríguez,  destacó el modelo de alianzas entre la empresa privada y el gobierno que contribuyen para que el pueblo pueda disfrutar de la cultura a través de conciertos gratuitos.

"Estamos muy contentos por como nos han recibido,  este es el primer año que vienen 9 países y hacemos 9 ciudades,  3 conciertos simultáneos y hoy es el cierre en este lindo ambiente de galería Santo domingo", dijo Rodríguez.

Rocío Recinos,  de Guatemala,  dijo que este festival fue una experiencia inolvidable porque la diversidad de culturas hace que se rescate el Bolero.

"Es una experiencia maravillosa que nos llevamos para el resto de la vida", aseguró.

Ángela Páramo,  de Colombia,  dijo que el Festival ha sido una gran experiencia. 

"No en todos los países se le da el valor que se le da aquí en Nicaragua", comentó.

Elizabeth,  conocida como Liz Verde,  de Honduras,  señaló que el evento fue excelente porque estuvo bien organizado y contó con buenos músicos y artistas.

Rosa Guzmán,  de Perú,  comentó que el Festival fue extraordinario.

"Es la segunda vez que vengo,  vine la primera vez para los 100 años de Rubén Darío. Al público nicaragüense le encanta el Bolero.  He visto el entusiasmo y el cariño que le ponen a la música y a la cultura en general.  Me voy emocionada y cargada de cariño", expresó Guzmán.

Ani Tobal, de Panamá, relató que es la primera vez que viene a Nicaragua y además de participar en el festival pudo conocer ciudades y personas maravillosas, así como de disfrutar un público que los recibió con cariño.